25.11.07

La arrogancia del verdugo


El arte "moderno" habrá sabido ver lo que, en nuestros días, los medios de comunicación y telecomunicación llevan a cabo cotidianamente: la puesta en abismo del cuerpo, de la figura, con el riesgo mayor de una hiperviolencia sistémica y del auge de una alta frecuencia pornográfica, sin ninguna proporción en relación con la sexualidad: Hay que extinguir la desmesura antes que el incendio, estimaba Heráclito.

Desmesura por desmesura, hoy el acostumbramiento al choque de las imágenes y a la ausencia de peso de las palabras ha trastornado la escena del mundo.

DESPIADADO, el arte contemporáneo no es impúdico, pero tiene la impudicia de los profanadores y de los torturadores; la arrogancia del verdugo.

Paul Virilio

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

buscadores
Free gratis counter